Gestión de entidades

Fiscalidad para las entidades religiosas
El régimen fiscal aplicado a las entidades religiosas sin acuerdo de cooperación con el Estado español será el contenido en la normativa fiscal general. En cambio, las entidades religiosas con acuerdo de cooperación, es decir, evangélicos, judíos y musulmanes estarán sujetos a lo que establece la Ley 49/2002, de 23 de diciembre, de régimen fiscal de las Entidades sin Fines Lucrativos y de los Incentivos Fiscales al Mecenazgo, y en su desarrollo reglamentario, sin perjuicio de lo que establezcan sus acuerdos de cooperación.

Fiscalidad general de las entidades religiosas con Acuerdo de cooperación

Con carácter general están sujetas a lo establecido por en el  régimen contenido en la Ley 49/2002, de 23 de diciembre, de régimen fiscal de las Entidades sin Fines Lucrativos y de los Incentivos Fiscales al Mecenazgo- Art. 5 al 15- y en su desarrollo reglamentario, aprobado por Real Decreto 1270/2003, de 10 de octubre, que aprueba el Reglamento para la aplicación del régimen fiscal de las Entidades sin Fines de Lucro y de los Incentivos Fiscales al Mecenazgo, tal y como recoge la Disposición Adicional 9ª.2 de la  Ley 49/2002, de 23 de diciembre, de régimen fiscal de las entidades sin fines lucrativos y de los incentivos fiscales al mecenazgo, y Disposición Adicional  Única Reglamento de la ley –RD 1270/2003, de 10 de octubre, en relación con los arts. 1 y 2 de la misma norma-.

Sin perjuicio de lo que establecen los Acuerdos de Cooperación al respecto:

  • Artículo 11 de la Ley 24/1992, de 10 de noviembre por la que se aprueba el Acuerdo de Cooperación del Estado español con la Federación de Entidades Religiosas Evangélicas de España.
  • Artículo 11 de la Ley 25/1992, de 10 de noviembre por la que se aprueba el Acuerdo de Cooperación del Estado español con la Federación de Comunidades Israelitas de España.
  • Artículo 11 de la Ley 26/1992, de 10 de noviembre por la que se aprueba el Acuerdo de Cooperación del Estado español con la Comisión Islámica de España.
Pasamos a detallar los principales impuestos a lo que hace mención la Ley 49/2002:
- Impuesto sobre el valor añadido (IVA): Este impuesto grava las entregas de bienes y prestaciones de servicios. Las confesiones religiosas con Acuerdo de cooperación con el Estado Español no están exentas del pago de este impuesto.
- Impuesto de la Renta de las Personas Físicas (IRPF): Es un impuesto que grava las rentas obtenidas por personas físicas. A las entidades les afectará en la medida que paguen rentas sujetas al mismo dado que deberán de practicar retenciones a cuenta de ese impuesto y proceder a su ingreso.
Impuesto de Sociedades (IS): Es un impuesto que grava los beneficios obtenidos por las entidades. Si bien las entidades religiosas estarían exentas de este impuesto, a partir de 2015 tienen obligación de presentar la autoliquidación del Impuesto de Sociedades (modelo 200).


La fiscalidad del patrimonio

- Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI): Este impuesto grava el valor de la titularidad y otros derechos reales que recaigan sobre bienes inmuebles localizados en el municipio que recauda el tributo. Las confesiones religiosas con Acuerdo de cooperación con el Estado Español están exentas del pago de este impuesto, siempre que los bienes y derechos adquiridos se destinen a actividades religiosas o asistenciales.

- Impuesto sobre transmisiones patrimoniales y actos jurídicos documentados: Este impuesto grava todas aquellas operaciones en los que exista una transmisión de patrimonio o de bienes tales como la venta de un vehículo, la venta de un terreno, solar o finca. También es aplicado hora de efectuar un arrendamiento de un inmueble, ya sea éste rústico o urbano. También grava la formalización de determinados documentos notariales, mercantiles y administrativos en territorio español o en el extranjero que surtan efectos en España. Las confesiones religiosas con Acuerdo de cooperación con el Estado Español están exentas del pago de este impuesto, siempre que los bienes y derechos adquiridos se destinen a actividades religiosas o asistenciales.

 

 

 

Beneficios fiscales de las entidades religiosas

PRINCIPALES BENEFICIOS FISCALES (Ley 49/2002, de 23 de diciembre, de régimen fiscal de las entidades sin fines lucrativos y de los incentivos fiscales al mecenazgo)

- ¿Quién se puede acoger? Entre otras entidades podrán tener beneficios fiscales: La Iglesia Católica y las iglesias, confesiones y comunidades religiosas que tengan suscrito acuerdos de cooperación con el Estado español.

- ¿Qué requisitos deben cumplir? (Artículo 3)
 Entre los principales requisitos para acogerse a los beneficios fiscales está:
  • Que persigan fines de interés general, como pueden ser, entre otros, los de defensa de los
  • derechos humanos, de las víctimas del terrorismo y actos violentos, los de asistencia social e inclusión social, cívicos, educativos, culturales, científicos, deportivos, sanitarios, laborales.
  • Que destinen a la realización de dichos fines al menos el 70 por 100 de sus ingresos.
  • Que la actividad realizada no consista en el desarrollo de explotaciones económicas ajenas a su objeto o finalidad estatutaria.
  • Que los fundadores, asociados, patronos, entre otros, no sean los destinatarios principales de las actividades y los cargos de la entidad sean gratuitos.
  • Que estén inscritas en el registro correspondiente.
  • Que cumplan las obligaciones contables.
  • Que cumplan las obligaciones de rendición de cuentas que establezca su legislación específica.
  • Que elaboren anualmente una memoria económica.
- ¿Cómo acogerse a los beneficios fiscales?
Requisito común y previo para acogerse a los beneficios fiscales en todos los impuestos será la presentación de declaración censal (modelo 036) en la Agencia Estatal de Administración Tributaria.

- ¿Qué rentas están exentas del Impuesto sobre Sociedades? (Artículo 6-7)
Están exentas los ingresos y las rentas que procedan de:

1. Actividad propia de su objeto o finalidad estatutaria. No explotación económica (artículo 6): 
Los donativos recibidos; las cuotas de asociados, colaboradores o benefactores; las subvenciones y las procedentes de su patrimonio, como por ejemplo, intereses, dividendos, alquileres.
2. Actividad propia de su objeto o finalidad estatutaria. Si explotación económica (artículo 7):
Asistencia social (ver detalle en el art.7); Servicios de hospitalización o asistencia sanitaria; Enseñanza y de formación profesional, en todos los niveles y grados del sistema educativo, Elaboración, edición, publicación y venta de libros, revistas, folletos, material audiovisual y material multimedia, entre otros... 

- Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados (ITPyAJD).
Estarán exentas las transmisiones onerosas de elementos patrimoniales; las operaciones societarias y los actos jurídicos documentados.

-Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI).
Estarán exentos del impuesto los bienes, con la excepción de los afectos a explotaciones económicas no exentas del Impuesto de Sociedades, de los que sean titulares las entidades religiosas con Acuerdo de cooperación.

-Impuesto sobre Actividades Económicas (IAE)
Las entidades religiosas reconocidas , mencionadas en la primera parte de este apartado, estarán exentas del IAE a que se refiere el artículo 7º de la Ley 49/2002 de régimen fiscal de las entidades sin fines lucrativos y de incentivos fiscales al mecenazgo.